Blogia
Hipolipo

De viaje

De viaje

En Colonia me compré colonia. Y en Amsterdam un Happy meal. Ahí fallé, tendría que haberme comprado unos zuecos, unos tulipanes, un diamante o una prostituta pero tenía hambre y sólo pensé en comer.

McDonals, por mucho que diga la gente, es maravilloso. En McDonalds no hay países. En cualquier parte del mundo tengo esa cajita maravillosa llena de comida y regalos.

Pues eso, que estuve en Alemania y conocí a los renanos, luego bajé el Rhin en un barco acompañada de una guía venezolana que odiaba a los alemanes aunque vivía en su país, subí hasta Amsterdam para ver casas torcidas por el agua y volví a Colonia para despedirme de la catedral. ¡Qué catedral!, impresionante. Había una vidriera pixelada.

Por cierto, en Alemania los teléfonos son rosas.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

5 comentarios

Red -

Tu puedes hablar muy bien ejem ejem y tu interlocutor no tener tu nivel o es que los alemanes tienen que saber inglés?

Hipolipo -

Mamá, ¿cómo que se esforzaban por entendernos?, ¿quieres decir que no me entendían en inglés?, ¡con el nivelazo que tengo!, jejeje.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Red -

Los renanos son gente amable y cordial... así nos dijo nuestra guia venezolana y tenía razón, los pobres se esforzaban por entendernos y no perdían la sonrisa y a demas ¡son maestros en repostería! mi aumento de volumen lo acredita

Hipolipo -

Ya, yo quería llamar con ellos pero no sabía a quien.

aneya -

Dios mío,
vidriera pixelada...

¡Me encanta el teléfono!
Besu
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres